La inversión como freno a la inflación

La inversión en Bolsa tiene riesgos, pero también ventajas. Una de las principales, y uno de los grandes motivos por los que las acciones se hicieron cada vez más populares entre los particulares a lo largo del siglo XX, es porque lar enta variable ofrece una buena protección contra la inflación.

Por lo general, la rentabilidad de las acciones supera al porcentaje anual de crecimiento de los precios de consumo, de manera que no sólo mantienen el poder adquisitivo del dinero sino que lo aumentan en la diferencia entre la tasa de incremento del IPC y la revalorización de los títulos que cotizan en Bolsa más los dividendos pagados por las empresas.

Por supuesto, hay ocasiones en que una o varias acciones, o el conjunto del mercado, caen en un año. En ese momento, por tanto, el inversor pierde parte del poder adquisitivo acumulado en los ejercicios anteriores si los dividendos no lo compensan.

Pero, en este sentido, hay que tener en cuenta dos cuestiones. En primer lugar, que esa pérdida sólo se materializa si se venden las acciones tras la caída. En cambio, si se mantiene la inversión en renta variable durante un tiempo, aunque cambien los títulos concretos que estructuran la cartera del inversor, esa pérdida quedará más que compensada con las ganancias y dividendos posteriores.

La segunda es una realidad constatada. La Bolsa, es verdad, tiene periodos alcistas y periodos bajistas. Este comportamiento cíclico es normal porque la evolución del mercado de valores se encuentra inextricablemente relacionada con la del conjunto de la economía, y esta última se caracteriza por la sucesión de periodos de expansión seguidos de otros de contracción de la actividad productiva.

Sin embargo, con el paso de los años, las etapas de crecimiento económico han durado cada vez más tiempo y las de desaceleración o crisis han sido paulatinamente menos frecuentes y profundas. Por lo tanto, los mercados de valores pasan más años subiendo que bajando.

Foto: Admanramblings

Tags: ,





Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top