Análisis Técnico de Bolsa, Fundamental y Bursátil

analisis tecnico de Bolsa

El análisis técnico, el fundamental y el bursátil son las tres armas de las que podemos servirnos para intentar conocer mínimamente cuál es el momento más adecuado para invertir y desinvertir en Bolsa.

El no tener el tiempo o el conocimiento necesario para estar pendientes continuamente de la Bolsa hace que se tienda a invertir según los sentimientos del momento, de modo que acabamos por dejarnos arrastrar por las malas noticias o por los momentos de euforia. Ese es el peor error en el que suelen caer los pequeños inversores, que tienden a ser los últimos en entrar y en salir, perdiendo bastante dinero por el hecho de no aplicar unas reglas ni estudios mínimos sobre los valores a invertir.

En primer lugar es importante conocer la empresa, saber de sus ratios económicos, de su solidez y solvencia. Eso es lo que nos provee el análisis fundamental. Y una vez elegida la empresa que nos puede garantizar cierta tranquilidad, hay que conocer el momento de invertir en ella. Este estudio es el que nos provee el análisis técnico y bursátil.

Tanto unos como otros se asocian a determinados plazos de inversión, de modo que se suele decir que el análisis fundamental nos ofrece técnicas de inversión a largo plazo y el técnico y bursátil a corto y medio plazo.

Se suele considerar también que el largo plazo se atribuye a las inversiones a más de 3 años, las de medio plazo entre 1 y 3 años y las de corto a menos de 1 año. Luego están las operaciones de ultracorto plazo, que son las que se hacen para escasos días, e incluso las de intradía, muchísimo más arriesgadas, cuando hablamos de comprar y vender dentro de una misma sesión.

ANALISIS FUNDAMENTAL

Este tipo de análisis nos llevará a intentar conocer las cuentas de la empresa en la que queramos invertir. Saber sus previsiones de futuro, los resultados que viene dando, su tendencia, su liquidez y solvencia, y por supuesto, conocer todas aquellas variables macroeconómicas que puedan influirle en una cotización futura.

Por ejemplo, hacer un análisis fundamental del Banco Santander conllevaría no sólo conocer sus cuentas y previsiones de futuro, sino saber que gran parte de sus beneficios provienen de sus negocios en Brasil, y por ello, deberíamos tener ciertas nociones de las previsiones de futuro de la economía brasileña.

Por ello, el análisis fundamental nos dará una noción de largo plazo de este valor, y nos servirá para invertir con un horizonte lejano. Una empresa solvent y con buenos fundamentales, normalmente, tenderá a darnos buenos resultados a largo plazo.

ANALISIS TECNICO

Este tipo de análisis nos surte de una serie de indicadores y gráficos que nos indicarán cuál es el momento más apropiado para invertir en Bolsa, o bien, para salirse del valor. Nos enseñará a “leer” en su gráfica de cotizaciones identificando figuras beneficiosas o peligrosas en ellas y aclarándonos la tendencia de la cotización en el corto plazo.

ANALISIS BURSATIL

Es un tipo de análisis que combina los dos análisis anteriores, relacionando aspectos fundamentales de la empresa, como sus resultados, con la cotización en cada momento. Hay una serie de indicadores muy conocidos, como el PER, que nos fija unos niveles adecuados de entradas y salidas en relación con su sector, de modo que podremos saber si una empresa está cara o barata.

Tags: , , , ,



Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top